¿Por qué los mexicanos decimos “¡aguas!” y “¡guácala!”?

0
460

Cuando se escucha la expresión “¡aguas!”, inmediatamente se pone atención para saber si hay algún peligro cercano, ¿pero por qué?

Seguramente, cuando usted escucha la expresión “¡aguas!”, inmediatamente afina su atención para saber si hay algún peligro cercano, ¿pero sabe de dónde viene esa expresión que es muy mexicana?.

Curiosamente, parece ser que comparte el origen con otra expresión que es un poco más usada en toda Latinoamérica: “guácala”.

Aquí le contamos la historia.

Para evitar se mojado

En la época de la Colonia, la mayoría de las casas en la Ciudad de México no contaban con un sistema de drenaje, además de que los dormitorios se encontraban en la planta alta.

Como tampoco había agua corriente en los hogares, la gente se aseaba en una especie de traste que llenaban con agua y utilizaba varias veces hasta que el líquido se ensuciaba por completo.

Asimismo, cuando había que orinar, se usaban bacinicas, cuyo contenido no podía permanecer mucho tiempo dentro de casa, y menos en la recámara.

Por eso, para deshacerse de esos residuos, los recipientes solían ser vaciados desde la ventana hacia la calle, por lo que, para advertir a los transeúntes, la gente gritaba “aguas” antes de arrojar el líquido.

De esta manera, quienes pasaban por la calle, se detenían o pasaban por otro lado pare evitar se bañados por, en el mejor de los casos, agua que había sido usada para lavarse las manos o la cara.

Los menos afortunados

Pero cuando alguien estaba distraído o no podía moverse rápido, por lo que resultaba bañado por esa agua puerca, le gritaban “¡guácala!”, en referencia al recipiente que contenía esas aguas, el cual era una especie de palangana conocida como “guacal”, del náhuatl “huacalli”, palabra que describía a la fruta con la que hacían ese traste o algunas canastas.

Al igual que en México, la palabra “guácala” se usa para expresar desaprobación o asco también en otros países de América, como Puerto Rico, por lo que también se piensa que su origen es una onomatopeya del sonido que se produce cuando una persona vomita.

Vía Foro TV

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here